como calibrar un tanque de oxigeno


Cómo calibrar un Tanque de Oxígeno

Un tanque de oxígeno funciona como un depósito de almacenamiento de gas comprimido, que lo hace adecuado para atender los requerimientos de personas con problemas respiratorios crónicos o en momentos de emergencia. La calibración de un tanque de oxígeno es importante para asegurar el flujo y la eficiencia apropiada de los gases comprimidos.

Tutorial

  • Paso 1 – Tomar la presión de regulación del tanque de oxígeno, que se encuentra marcada en la válvula reguladora del tanque. Esta le ofrece información sobre la presión máxima durante la operación del tanque.
  • Paso 2 – Verificar la presión de regulación con un medidor de presión de gases comprimidos. Asegúrate de utilizar un medidor específico para gases comprimidos, en lugar de un medidor de aire. Revisa la presión para asegurarte de que está dentro del umbral permitido para el tanque.
  • Paso 3 – Ajusta la válvula si la presión no está dentro del rango especificado para el tanque. Localiza el regulador de presión en la válvula y gira este hasta alcanzar la presión máxima para el tanque, o según lo permite el accesorio conectado.
  • Paso 4 – Añade oxígeno comprimido al tanque, si está debajo del nivel especificado por el fabricante del tanque. Verifica el nivel de presión de oxígeno con el medidor y rellena el tanque si la presión es baja. Si la presión es alta, significa que hay demasiado oxígeno dentro del tanque y este debe quitarse antes de continuar.
  • Paso 5 – Haz unas pruebas de medición para asegurarte de que el tanque de oxígeno califica con los requerimientos de calibración. Estas pruebas se deben realizar a cada tres años para cumplir con las regulaciones de seguridad.

Ejemplos

Ejemplo 1: Conexión a un Accesorio: Antes de que un tanque pueda estar listo para la calibración, es imprescindible conectar un accesorio. Esto está relacionado con la presión del flujo y la longitud máxima de la tubería. Los fabricantes ofrecen tablas de presión de flujo y tubería para asegurar una operación segura y apropiada.

Ejemplo 2: Mantenimiento del Tanque: El mantenimiento es una parte importante para asegurar una eficiente operación del tanque. Revisa con frecuencia el tanque para detectar fugas o daños en las superficies exteriores, o para revisar si hay óxido o sedimentos en el interior del tanque. Esto podría requerir una lavada, reemplazo adecuado de la válvula o diferentes tratamientos para el tanque. Estas medidas te permitirán asegurar que el tanque varie sus niveles según lo prescrito por el fabricante.

Cómo calibrar un tanque de oxígeno

Introducción

Es importante calibrar el tanque de oxígeno para evitar situaciones de emergencia y garantizar que el producto almacenado dentro del tanque se mantenga en buen estado durante un periodo de tiempo prolongado. La calibración del tanque de oxígeno debe hacerse de forma periódica para garantizar que el tanque funcione correctamente.

Pasos para calibrar el tanque de oxígeno

1. Coloque el tanque de oxígeno en una superficie plana y estable. Asegúrese de que el tanque esté en posición vertical.

2. Recoja y ajuste la presión de aire en el tanque. Esto asegurará que el tanque se mantenga a la presión adecuada.

3 Utilice un dispositivo de medición de presión de aire para comprobar cuál es la presión actual del tanque y la presión ideal.

4. Si encuentra una diferencia entre las dos mediciones anteriores, ajuste la presión del tanque para que coincida con la presión ideal.

5. Verifique que no haya fugas en el tanque de oxígeno. Utilice un líquido no volátil con la misma densidad del oxígeno para comprobar si hay alguna fuga.

6. Utilice un medidor de presión para comprobar la presión del tanque una vez que haya verificado que no hay fugas. Esto asegurará que el tanque está calibrado adecuadamente.

Consejos y advertencias

  • Consejo: Asegúrese de comprobar el nivel de oxígeno antes de usar el tanque. Esto asegurará que el tanque se mantenga en buen estado.
  • Advertencia: Nunca trate de calibrar el tanque sin tener los equipos adecuados.
  • Consejo: No deje que el tanque se exponga al calor, calor extremo o luz directa del sol. Esto puede provocar fugas en el tanque.

Ejemplo

Aquí hay un ejemplo de cómo se calcularía la presión de un tanque de oxígeno. Supongamos que el tanque tiene una capacidad de 1.5 mt3. Entonces, la presión ideal del tanque es de 1145 mbar (mbar se utiliza para medir la presión del aire). Si el dispositivo de medición indica que la presión actual del tanque es de 1120 mbar, debe ajustarse para que coincida con 1145 mbar.

Conclusión

Calibrar el tanque de oxígeno correctamente es una parte vital de su mantenimiento. Si se ha calificado correctamente, el tanque puede ser utilizado con seguridad y con confianza. Siga los pasos anteriores cuidadosamente y siempre lea las instrucciones del fabricante antes de comenzar a calibrar el tanque de oxígeno.

También te puede interesar  Como se firma un documento digital